Cuentos de un mundo descosido

Cuentos de cuya autoría soy culpable

Espejos 2: belleza

Todos las familias tienen un secreto y el secreto de la familia Van Kirsten era un espejo. No era un espejo cualquiera apto para la coquetería de las damas…

Era un espejo pequeño, de metal pulido, y tenía la virtud de mantener la juventud de quién lo poseía. A cambio de ello su dueña debía contemplar todos los días su imagen en él. Eso la obligaba a llevar el espejo consigo y a correr el riesgo de que el metal precioso del espejo atrajera a los ladrones o a permanecer cerca de su casa para poder verse en él cotidianamente.

Lo que que la dueña veía era su verdadero ser, no sólo su edad, y por ello toda la familia le tenía miedo, pero ninguno se atrevió a destruirlo.

Las mujeres de la familia habían sido muy lindas y su belleza se había mantenido, gracias al espejo, hasta el día de sus muertes, pero la última generación no había tenido la misma suerte. Las hermanas Van Kirsten eran muy feas y se sortearon el espejo porque ninguna quería ver su rostro en él. Perdió la menor y la más fea , llamada Iris.

-¡Tendrás que verte todos los días, hermanita!- le recordó Anne.

– De otro modo, morirás-. Sentenció Jean.

-Ya lo sé. Pueden reírse todo lo que quieran. Yo las veré envejecer.

Y se fue con el espejo sin mirar atrás.

Iris era muy joven aún, pero al ver su rostro parecía más vieja de lo que realmente era por su fealdad. Ella confiaba en que la cirugía estética la salvaría, pero luego de muchos gastos su rostro era apenas aceptable. Luego lamentaría haber cambiado una fealdad notable por una mediocridad nefasta.

El médico le explicó con condescendencia:

– No hago milagros, señorita.

– Para lo que le pago es lo menos que espero.

– Si quiere puede pagarme el doble: no servirá de nada.

– ¡Insolente! Lo demandaré.

– Hágalo. No obtendrá nada más que dinero.

Lo hizo. El médico lo perdió todo y no pudo ejercer nunca más.

Iris vio en el espejo las huellas de crueldad en su rostro y se asustó. Quiso repararlo haciendo tareas de beneficencia pero día a día no veía más que un gesto de egoísmo e hipocresía.

– ¡No es justo! Yo me sacrifico por gente que no lo merece,¡ y no recibo nada!

Paso años tratando de cambiar la imagen del espejo sin lograrlo.

Luego se dedicó a trabajar duramente y por un momento creyó que lo había logrado. La mirada de soberbia que vio en el espejo la desanimó pero tardó años en reconocerlo.

Lo único que la consolaba era ver envejecer a sus hermanas, cada vez más feas y resentidas. Ahora querían el espejo pero ella se negó:

– Ustedes me lo dieron.

-No es justo que sólo tú te mantengas igual – dijo Jean.

– Nos debes la juventud- reclamó Anne.

– Les debo el mayor sufrimiento.

– ¿De qué hablas?- preguntó Anne.

– La juventud no es nada sin la belleza- contestó Iris, y se fue sin escuchar la respuesta.

Esa idea la acosó por años. Vivía encerrada en su casa sin poder salir hasta que un predicador tocó su puerta.

La convenció enseguida de que la religión tenía todas las respuestas. Se hizo la más ferviente religiosa y predicadora. Se reconcilió con sus hermanas y estas ya no le pidieron el espejo.

Pero cuando se miraba, la asustaba la mirada santurrona e hipócrita de su propio rostro.

Luego dejó la religión y volvió a su encierro.

Sus hermanas volvieron a molestarla por el espejo y ella las envenenó para que se callaran.

Fingió tristeza en el velorio y pagó buenas sumas para hacer silencio sobre el tema. Pero el espejo mostraba el rostro de una asesina…

– Se lo merecían… Nunca fueron buenas-, se decía todos los días.

Aunque no podía dormir ni con somníferos, no confesó su crimen.

Pagó amantes para olvidar,pero pronto se aburrió de las fingidas atenciones de ellos.

Bebía mucho, sin embargo el temor de confesar sin quererlo la hizo dejar el hábito…

Al fin decidió que su sufrimiento venía del espejo, y decidió destruirlo, aún sabiendo que moriría.

Compró ácido y lo derramó sobre el espejo mientras recitaba: no hay juventud sin belleza.

En eso estaba cuando cayó muerta.

Los que hallaron su cadáver no se sorprendieron al ver las arrugas. Para todos, ella era simplemente una vieja loca y solitaria…

Anuncios

5 comentarios

  1. elsudacarenegau

    Iris… la fea. ¡Déjese de joder Iris!. Cuando escribe así, me dan ganas de darle un abrazo fraterno de oso.

    Me gusta

    • Sólo jugaba un poco…le aseguro que no tengo ningún espejo mágico.

      Me gusta

  2. It’s very effortless to find out any matter on net as compared to books, as I found this post at this web page.

    Me gusta

  3. Había acuñado una frase: “cómo no ser alta, flaca, linda y estúpida…” La usaba en momentos de confusión, de frustración, como quien recita un mantra invocando otra vida más cómoda, más plácida. Un día, en épocas universitarias, la dije delante de una profesora quien respondió: “No te aflijas, hay otro tipo de bellezas”. Me curé en el acto de usar indiscriminadamente la dichosa frase pues, en general, lo que obtenía por respuesta era…: “pero si sos linda…” Hasta ese día fatídico. Desde entonces no hago caso ni de espejos ni d opiniones ajenas. (Me salió larga la autoreferencialidad. Sepa disculpar). en todo caso, verifique sus espejos o sus anteojos.

    Me gusta

    • Mis espejos están bien . Es mi autoestima la que a veces se desploma . Ese cuento es del año pasado .

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Vendo mi cuerpo por ser delgad@

Lo que siempre deseaste conocer sobre medicina y nutrición

elpaisquerido

Una visión kirchnerista de la realidad nacional

SUMANDO MOMENTOS

Cuentos y Relatos

Geeks & Linux Atelier!

El Taller de GNU/Linux..., pero Chileno!

ScyKness

Biología, más que una ciencia.

Cristina, Buenos Aires

INICIATIVA POR BUENOS AIRES

Ssociólogos | Blog de Actualidad y Sociología

Blog de Actualidad y Sociología

Sudakia

(Sudakia es el camino)

Lo que ahora mismo pienso

"La libertad es el derecho que tienen las personas de actuar libremente, pensar y hablar sin hipocresía." José Martí

laqk

Opiniones políticas. El blog de Alejandro Quijano - @AlejandroQuija

Niebla

Blog Literario de Jerónimo Alayón Gómez

Informático de Guardia

Vivencias de un informático metido a profesor

Calle del Orco

Blog de Literatura. Grandes encuentros

Sietesoles: Música y Literatura

Cuentos, canciones, y lo que tenga a bien producir mi cabeza.

Rey de reyes -Tigran el grande

La Causa Armenia y toda la que luche por su reconocimiento ,como los Derechos Humanos son BANDERAS DE REY DE REYES

EL FLAGELO DE LO CORRECTO

...de lo politicamente correcto

La Ciencia y sus Demonios

La primera gran virtud del hombre fue la duda y el primer gran defecto la fe (Carl Sagan)

Un día más en la dimensión descosida

¿Eres feliz? Computadora dice que es obligatorio ser feliz No ser feliz es traicion. La traicion se castiga con la muerte. ¿Eres feliz?

matreros1928

Just another WordPress.com site

El Sudaca Renegau

REBELION-CULTURA LIBRE-STREET ART-TEORIA SOCIAL-FOTOGRAFÍA-MUSICA

SOY LO QUE DEBERIA

-el ser, el tiempo, las palabras ¿acaso hay otra cosa?

The WordPress.com Blog

The latest news on WordPress.com and the WordPress community.

A %d blogueros les gusta esto: