Cuentos de un mundo descosido

Cuentos de cuya autoría soy culpable

La enfermedad (II)

Los años pasaron. Rafael seguía investigando y su laboratorio diseñó una nueva droga. Se decidió experimentar con un grupo de “enfermos” y el resultado fue desastroso. La droga provocaba mayores deformaciones que las que intentaba evitar amén de un acentuado gigantismo.

El Patriarca Emmanuel se enteró de sus experimentos a pesar de ser estos secretos y le pidió que lo visitara. Habían pasado 13 años del último incidente que casi genera la caída de Rafael y que culminó con la muerte de su primer hijo , y desde entonces la influencia de Emmanuel se había acentuado en la sociedad. Rafael no tuvo más remedio que ir.

– Buenos días, Patriarca. Realmente es un honor ser recibido en este sitio.

El anciano lo miró burlonamente. Los años no habían sido generosos con él pero no había perdido ni su obstinación ni su fanatismo.

– Lo dudo mucho. Pero prefiero que vayamos al grano.

– Cómo quiera.

Rafael esperó en silencio. Esto incomodó al patriarca. Finalmente este se decidió a hablar:

– Debe terminar con sus experimentos. Son inmorales y contrarios a la ley del creador.

-¿Tanto como la medicina que lo salvó?

– No cambie el tema. Esto es distinto. El medicamento ya existe y es efectivo. No hace falta seguir jugando con la vida…ni crear abominaciones.

– ¿Me pide que mate a las criaturas? No suena muy religioso.

– Usted sabe que debe hacer. No necesito decírselo.

– De todos modos he encontrado la forma de evitar las deformidades. Le di una dosis a mi propio hijo y hasta ahora el tratamiento funciona mucho mejor que el tradicional.

-¡ Es usted un monstruo! ¿No le basta con haber causado la muerte de su otro hijo?

– El causó su muerte. Yo no tuve la culpa. Pero Daniel es distinto. Jamás se rebelaría contra mí. Lo hubiera traído pero está en la escuela.

– No me rete. Puedo acabar con usted en un abrir y cerrar de ojos.

– Lo sé. Pero usted aún no me conoce bien…

El patriarca se sorprendió ante estas palabras. Nunca creyó posible que alguien intentase hacerle frente.

– Quiero verlos.

– De acuerdo- fue la respuesta.

No pudo ser. En ese mismo instante las criaturas habían escapado destruyendo el laboratorio y matando a todos los celestiales allí presentes.

La conmoción entre los gobernantes fue terrible. Si la población descubría lo sucedido tal vez todas las mentiras asociadas saldrían a la luz. El Patriarca y Rafael fueron convocados para recibir su consejo.

– Su Excelencia ¿Qué podemos hacer?

-Rezar…

– Me refería a algo más práctico.

– ¿Está sugiriendo que pedir ayuda al Creador no es práctico?

La mirada llena de furia del patriarca atemorizó al atrevido que bajó la cabeza y no respondió.

– No le haga caso a Samuel- sentenció Miguel,el más encumbrado de ellos, – no sabe lo que dice ¿y usted, Rafael, que sugiere?

– Deben estar bromeando ¡Por su culpa estamos en esta situación! – dijo el patriarca-¡ Debe pagar con su vida!

– Fue un accidente- señaló Rafael. Yo mismo hubiese muerto si usted no me convocaba a esa reunión. Y mi hijo se salvó sólo porque aún no volvía de la escuela.

– Nunca le importaron mucho sus hijos…pero admito que no lo imagino suicidándose.

– Me alegro que lo comprenda. Como sea, yo tengo la solución a sus problemas, es decir, a nuestros problemas. La droga perfeccionada que le suministré a mi hijo Daniel lo convertirá en el soldado perfecto para luchar contra los monstruos. Y puede suministrarse a otros jóvenes para que colaboren y así lograr que la lucha termine rápidamente.

– ¡Puras blasfemias! El ejército dará cuenta de esos monstruos y usted irá preso- sentenció el patriarca.

– Bueno, no hay que apresurarse- intervino nuevamente Miguel- dejaremos que Rafael continué investigando. Ad honoren , claro está . Y correrá con los gastos de la investigación. No tendrá libertad de movimientos. Usted, patriarca, lo vigilará día y noche y nos comunicará cualquier transgresión.

-¡De ningún modo!- exclamó Rafael- les ofrezco un arma y varias más al precio de mi libertad.

– Libertad condicional. Recuerde que nos basta con su hijo. A usted podríamos ejecutarlo por su irresponsabilidad criminal pero somos benévolos.

– No se atreverían…

– Pruebenos.

Rafael bajó la cabeza:

– De acuerdo. Hará lo que me digan.

– Perfecto. Emmanuel tendrá que vigilarlo. Ah, y Samuel servirá de enlace entre nosotros y usted.

– Eso no…bueno está bien.

El Patriarca se enfureció pero nadie le hizo caso así que debió resignarse al acuerdo. Luego comenzaron a discutir como dar la noticia a la sociedad de modo que el pánico no cundiese de forma descontrolada.

El plan se puso en marcha. Rafael comunicó a su hijo el rol que cumpliría y éste asintió sumisamente.

Un grupo de jóvenes fue sometido paralelamente al nuevo tratamiento. Sin embargo , hasta que el nuevo remedio hiciera efecto , Daniel sería el único capaz de enfrentar a los monstruos.

Los primeros ataques de los monstruos fueron desastrosos. Varias ciudades fueron destruidas y el ejército pasó por grandes dificultades para contenerlos mientras Daniel los iba destruyendo uno a uno.

Después los ataques comenzaron a espaciarse y empezaron a ser individuales. Al parecer la unión entre los monstruos se había debilitado debido a las sucesivas derrotas.

Daniel se transformó en un héroe mundial… lo que no lo hizo feliz, pero no le importó a nadie.

Mientras tanto Rafael seguía fabricando nuevos “soldados” bajo la atenta mirada del Patriarca.

Luego de la conmoción inicial la población obedecía disciplinadamente y la popularidad de Miguel había crecido.

Luego de una difícil lucha Daniel regresó a la base y se encontró con una sorpresa. Junto al ubicuo Patriarca Emmanuel se hallaba un joven de la misma edad que él , al parecer un ayudante.

El religioso los presentó aclarando que se trataba de su sobrino, Uriel.

No fue necesario nada más. Desde ese momento fueron inseparables. Rafael se preocupó un poco pero sus múltiples ocupaciones le impidieron intervenir.

Los monstruos restantes eran pocos y Daniel los enfrentó con renovado brío pues esta vez había alguien esperando su regreso.

Nadie se preguntaba o quería preguntarse para qué necesitaban a los demás soldados…muy pronto se supo que sólo quedaba uno de los monstruos. El más escurridizo de todos.

Rafael anunció que en unos días los demás soldados se unirían a la búsqueda de aquel único monstruo, el último.

Y ocurrió algo terrible. Nunca se supo si el patriarca sabía con exactitud lo que sucedería pero su mala intención fue evidente. Que había mentido también era evidente…

Uriel resultó ser el monstruo tan buscado. Gracias a su disfraz entró al laboratorio y estuvo a punto de matar a los cuasi -soldados. Debió intervenir Daniel…

Tras una breve lucha venció a Uriel …su padre le ordenó terminantemente matarlo.

Daniel dudó unos instantes.

– Tú…me engañaste.

– Fue la única forma de sobrevivir ¿Acaso tú no mataste a mis hermanos por la misma razón?

– ¡Ustedes nos atacaron primero!

– Ustedes nos crearon y luego iban a desecharnos. Como desechan a todos los enfermos.

Daniel no supo que decir. Su padre seguía gritando que lo matara.

– ¿Qué esperas? – preguntó Uriel- Si no me matas seguiré tratando de vengar a mis hermanos. Después de todo soy el último. No tengo nada que perder.

– Pero… yo …

– ¡Mátalo Daniel!

Daniel no sabía que hacer. Sus manos temblaban. Quería decirle que no le importaba. Que para él nunca sería un enemigo. Quería decirle que lo amaba…

Pero en vez de eso lo sujetó entre sus gigantescas manos y lo destrozó convirtiéndose en el momentáneo salvador de los celestiales…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Vendo mi cuerpo por ser delgad@

Lo que siempre deseaste conocer sobre medicina y nutrición

elpaisquerido

Una visión kirchnerista de la realidad nacional

SUMANDO MOMENTOS

Cuentos y Relatos

Geeks & Linux Atelier!

El Taller de GNU/Linux..., pero Chileno!

ScyKness

Biología, más que una ciencia.

Cristina, Buenos Aires

INICIATIVA POR BUENOS AIRES

Ssociólogos | Blog de Actualidad y Sociología

Blog de Actualidad y Sociología

Sudakia

(Sudakia es el camino)

Lo que ahora mismo pienso

"La libertad es el derecho que tienen las personas de actuar libremente, pensar y hablar sin hipocresía." José Martí

laqk

Opiniones políticas. El blog de Alejandro Quijano - @AlejandroQuija

Niebla

Blog Literario de Jerónimo Alayón Gómez

Informático de Guardia

Vivencias de un informático metido a profesor

Calle del Orco

Blog de Literatura. Grandes encuentros

Sietesoles: Música y Literatura

Cuentos, canciones, y lo que tenga a bien producir mi cabeza.

Rey de reyes -Tigran el grande

La Causa Armenia y toda la que luche por su reconocimiento ,como los Derechos Humanos son BANDERAS DE REY DE REYES

EL FLAGELO DE LO CORRECTO

...de lo politicamente correcto

La Ciencia y sus Demonios

La primera gran virtud del hombre fue la duda y el primer gran defecto la fe (Carl Sagan)

Un día más en la dimensión descosida

¿Eres feliz? Computadora dice que es obligatorio ser feliz No ser feliz es traicion. La traicion se castiga con la muerte. ¿Eres feliz?

matreros1928

Just another WordPress.com site

El Sudaca Renegau

REBELION-CULTURA LIBRE-STREET ART-TEORIA SOCIAL-FOTOGRAFÍA-MUSICA

NO SOY LO QUE DEBERIA, el blog de Nilda

-el ser, el tiempo, las palabras ¿acaso hay otra cosa?

The WordPress.com Blog

The latest news on WordPress.com and the WordPress community.

A %d blogueros les gusta esto: